Cuentitos


Tapones

Fue en clase de matemáticas donde Jordi escuchó hablar por primera vez de una campaña de recogida de tapones, era para una niña que necesitaba un tratamiento de salud muy caro y muy raro que solo podía hacerse en los Estados Unidos. En clase algunos ya guardaban los tapones de plástico y los llevaban a algunos sitios, pero la mayoría ni siquiera sabía que los tapones sirviesen para algo más que para que no se escapase el gas de la Coca-Cola o para que no se te saliese el agua en la mochila. Jordi, en el recreo, se guardó el tapón en el bolsillo y no se acordó de él cuando se recostó en el sillón, después de comer, y se echó una siestecita… soñó que viajaba en una nave espacial hecha con tapones de plástico y que gracias a ella, podía salvar a muchos niños de peligros inimaginables, aquello le convenció por completo.

Dicen que años más tarde Jordi fundó una planta de reciclaje para convertir tapones usados en ayuda y que hizo mucho más, tanto, que pronto no hizo falta que nadie recogiese tapones, porque ya no había nadie que los necesitara, aunque esa es otra historia y deberá ser contada en otra ocasión.

About Javier Fernández Jiménez

0 radiolecturas:

Publicar un comentario


Escúchanos en el 107.3, el 107.8 y/o el 107.9 si estás en la Sierra Oeste de Madrid o en sus alrededores y en www.radio21.es si estás en cualquier otro rincón del mundo

Puedes también descargar todos nuestros programas en IVOOX.com