Moisés, Gonzalo y Nieves entrevistan a José Fragoso


Y la culpa la tiene Marcial, el niño normal

"No me gusta nada aburrirme y la mejor manera de no hacerlo es usar la imaginación"

¿Cómo se te ocurrió la idea de este libro?

Lo primero que me propuse fue escribir la historia que me saliera de forma natural e intentar que me representase. Si lo conseguía habría hecho un trabajo que gustaría más o menos, pero que era yo. Cuando trabajas así y el resultado final gusta a la gente, la satisfacción personal es mucho mayor. Tampoco quería conformarme con hacer algo que solamente fuera bonito: mi reto era hacer pensar a los lectores. 

En este libro dibujas y escribes, ¿qué te gusta hacer más?

Llevo casi veinte años trabajando como ilustrador así que dibujar es mi vida, pero tras mi primer libro como autor os reconozco que me ha encantado la experiencia. ¡Ya estoy trabajando en nuevos proyectos de los que espero que tengáis noticias muy pronto!

¿Te gusta imaginar cosas?

Mucho, es algo que hago instintivamente, sin pensarlo. El mundo es mucho más divertido si va más allá de lo que podemos ver.  

¿Usabas mucho la imaginación de pequeño?

Continuamente y he intentado seguir utilizándola de mayor lo máximo posible. Recuerdo que de adolescente siempre me decían que era muy infantil y ahora veo que era una forma negativa de referirse a que usaba mucho la imaginación. ¡Además cuando eres adolescente estas cosas te afectan porque quieres ser mayor lo más rápido posible! Así que con el tiempo, no solamente he aprendido a que no me afecte sino que me encanta. Creo que la creatividad es una de mis mayores cualidades y uno de los motivos por los que me dedico a dibujar y a contar historias. 

¿Marcial sale de Marciano?

¡¡Haha!! ¡No pero podría! Un Marciano es normal para otro Marciano y alucinante para nosotros, así que podría ser el origen de su nombre.  

¿Os parecéis mucho Marcial y tú?

Sin ser algo premeditado cuando lo escribí, la verdad es que sí. Yo sigo usando la imaginación a diario y no solamente cuando dibujo, sino en casi todo lo que hago. No me gusta nada aburrirme y la mejor manera de no hacerlo es usar la imaginación. 

¿Esta historia está basada en hechos reales?

Yo diría que una parte directamente sí. Por ejemplo el perro Trismo es real, era mi perro y cuando escribí el libro también era mayor y veía poco. Y otra parte de la historia simplemente se puede aplicar a la vida real. Por ejemplo, tanto Marcial para disfrutar más de las clases como el profesor para darlas de forma más divertida, todos los personajes deben usar la imaginación y eso es algo aplicable a cualquier persona. 

En el libro a Marcial le empiezan a gustar un poco más las acelgas, ¿a ti te gustan las acelgas?

¡Llevo años sin comerlas! Aquí en Estados Unidos no son fáciles de encontrar aunque la verdad es que no las echo de menos. ¡Bueno, mi madre las hacía con puré de patata y no estaban tan mal! Ahora las he sustituido por el brócoli, que me encanta.

¿Y tenías perro de pequeño?

Trismo fue el primer perro que tuve pero ya con 28 años. Quisimos tener un gato pero soy alérgico, así que optamos por un perro y desde entonces me encantan. Ahora tengo  a Elvis, un bulldog francés color caramelo al que mis hijas adoran y vuelven loco a partes iguales.

¿Qué materiales te gusta usar para dibujar? ¿Cuáles has usado para la historia de Marcial?

Mis preferidos son la tinta con plumilla y la acuarela. Si no los habéis usado os los recomiendo, son en mi opinión dos de las herramientas más “vivas” que puedes usar para dibujar. La plumilla no te hace dos líneas iguales y la acuarela, al necesitar agua que es un elemento vivo, es imprevisible y sorprendente. Para Marcial utilicé acuarela y lápices de colores además del collage, que está hecho con imágenes de libros antiguos. 

¿Hace falta salirse de las líneas al dibujar?

¡SÍ! O mejor dicho, no hace falta dibujar dentro de la línea. Una cosa no es mejor que la otra, simplemente intenta que lo que hagas enriquezca el dibujo. El objetivo no es dibujar muy bien sino transmitir emociones con tus dibujos. Luego está el gusto personal de cada uno: para mí cuanto más imperfecto sea, más me gusta. Me gusta ver que la mano que lo ha dibujado se equivoca. Como dijo Salvador Dalí: “No te obsesiones con la perfección porque nunca la vas a alcanzar”. 

¿Crees que hay que tener mucho cuidado con las personas normales?

Para mí la normalidad es aburrida. Creo que todos somos diferentes y me gusta la gente que lo demuestra sin complejos. Lo que la gente llama “normalidad” creo que muchas veces es miedo a ser tú mismo. 

¿A quién le recomendarías leer este libro?

Se lo recomiendo a todo el mundo. Los niños ya utilizáis vuestra imaginación a menudo y no hace falta que os lo recordemos, pero a la mayoría de adultos sí. En varias reseñas del libro lo recomiendan para niños y adultos, y para mí eso es lo mejor que se puede decir de un libro infantil. 

¿Se lo recomendarías en especial a algunos mayores que conoces?

A todos los que se toman muy en serio a sí mismos y no tienen sentido del humor. Me aburre la gente sin sentido del humor. 

¿Has publicado con Narval porque rima con Marcial?

¡Haha! ¡Eso pensé yo pero luego vi que ninguno de los otros libros de la editorial acaban en “-al”, por lo que a lo mejor les gustó de verdad! Yo por si acaso el próximo libro lo titularé “La Desagradable Sensación Fatal” o “El Increíble Concurso Anual”. Ahora en serio, con Narval trabajo muy a gusto y tengo muchas ganas de recorrer librerías con ellos en España este verano.

La historia de Marcial es como un poema, ¿te gusta rimar?

Me gusta que te parezca un poema porque no era mi intención, pero eso quiere decir que te suena bien. Me encanta Gloria Fuertes o el Dr Seuss, pero la rima me da mucho respeto y lo intento con mucho esfuerzo.

¿Cualquiera puede vivir historias increíblemente alucinantes?

¡Por supuesto! Todas las vidas son diferentes e interesantes y todo puede ser alucinante dependiendo de con qué lo compares. Para poneros un ejemplo, muchas de las cosas que antes de tener a mis hijas me parecían alucinantes ahora no me interesan tanto y no hay nada que me guste más que estar con ellas. 

¿Quién es Benjamin Schwartz? ¿Por qué te escribió un prólogo tan chulo?

Ben es uno de los ilustradores de la revista americana The New Yorker, famosa por sus portadas ilustradas y sus chistes. Lleva publicándose desde 1925 y para ella ha trabajado gente como el dibujante de “El Pequeño Nicolás” Jean Jacques Sempé, Charles Addams creador de “La Familia Addams” o William Steig, el autor del libro “Shrek!” en el que se basa el personaje de la película. Digamos que llegar a ser dibujante del New Yorker es una de las mayores metas a las que puedes aspirar como ilustrador. 

Ben y yo estudiamos juntos hace años en la School Of Visual Arts de Nueva York. A ambos nos gustaba mucho el estilo del otro y mantuvimos el contacto y una buena amistad. Cuando Narval se interesó en publicar el libro lo primero que pensé fue en Ben para que me escribiera la introducción. Mi primer libro como autor suponía un momento muy importante en mi vida profesional y quería que Ben me acompañase en este paso. No lo dudó ni un momento y el texto que me envió reconozco que me emocionó, me parece una forma inmejorable de presentar el libro y le estoy enormemente agradecido. 

Una cosa curiosa de Ben es que además de un fantástico ilustrador también es médico y da clases de Narrativa de Cómic en la Universidad de Medicina de Columbia NY para ayudar a los futuros médicos a comunicarse mejor con sus pacientes. Esto es un ejemplo fantástico de cómo la creatividad se puede aplicar a todo lo que hacemos. 

Tú tienes mucha imaginación pero ¿si no fuera por tus peques no sería tan grande?

Sin duda mis dos hijas Olivia y Frida hacen que mi imaginación se multiplique cada día. Son un público muy exigente con una imaginación tan enorme que para emocionarlas tienes que poner tu creatividad a pleno rendimiento. Cuando piensas que eres creativo aparecen ellas con una idea mucho mejor que la tuya y que se les ha ocurrido con mucho menos esfuerzo que a tí. Escribí Marcial antes de que nacieran y mis nuevos proyectos están sin duda influenciados por la experiencia de vivir con ellas. Como dije antes, gustarán más o menos pero me representan y espero que sigan haciendo pensar y ayudando a niños y adultos a entender quiénes son. 


Share on Google Plus

Bienvenidos a MENUDO CASTILLO

Menudo Castillo es un proyecto de animación a la Literatura y a la Curiosad que no para de crecer y que utiliza los libros, el arte y la cultura en general para que los más pequeños de la casa comprendan que todo esto es mucho más divertido de lo que siempre les han contado. ¿Te quedas un rato con nosotros? Las puertas del Castillo están abiertas, aprovecha.

Escúchanos en el 107.3, el 107.8 y/o el 107.9 si estás en la Sierra Oeste de Madrid o en sus alrededores y en www.radio21.es si estás en cualquier otro rincón del mundo

Puedes también descargar todos nuestros programas en IVOOX.com
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...